DESTACADASUPER_DESTACADA

Diseñan una leche de fórmula para embarazadas y en periodo de lactancia

Diseñan una leche de fórmula para embarazadas y en periodo de lactancia. El proyecto es del Instituto de Desarrollo e Investigaciones Pediátricas del Hospital de Niños de La Plata (IDIP) y fue seleccionado por el programa “Ciencia y Tecnología contra el Hambre”.

Se trata de una leche especial lista para su consumo que tiene 18 componentes que mejorarán el estado nutricional de las madres, la producción, y calidad de la leche materna para los primeros mil días de los niños, una etapa decisiva en el desarrollo.

“Lo que buscábamos es que fuera un producto líquido que pueda competir fuertemente con la leche en polvo y que tuviera los nutrientes críticos y agua de buena calidad. Nosotros sabemos que tenemos que llegar a lugares donde el agua no es segura y la conservación en heladeras es difícil”, aseguró el líder del proyecto Horacio González.

La formulación tiene ácidos grasos poliinsaturados: Linoleico, linolénico, DHA. Vitaminas A, C, D; Vitaminas B: B1, B6, B12. Folato. Hierro, zinc, yodo. Calcio, fósforo y magnesio. De esta manera, asegura que durante los primeros mil días -que comprende el embarazo y los primeros dos años del bebé- mejore el estado nutricional de la madre y tenga una lactancia de calidad.

“Si los chicos no crecen bien los dos primeros años de vida, pueden engordar, pero la talla no la recuperan más. La consecuencia es que tenemos poblaciones muy vulnerables con baja talla”, dijo González, y agregó: “Esos primeros mil días son una ventana de oportunidad para intervenir nutricionalmente y que no queden secuelas en los niñ, que después de los dos años son irreversibles”, sostuvo.

Es que la carencia de nutrientes durante este período se manifiesta en el neurodesarrollo y en sus funciones cognitivas, entre otras. Al respecto, González, detalló que el 15 % de los niños aparentemente sanos tienen alguna alteración de la función cognitiva entre los 6 meses y el año. “Con este lácteo lo que se intenta es que el niño pueda expresar todo su capital genético y que no haya brechas desde el punto de vista gestacional para el desarrollo de sus capacidades”, añadió.

Durante los últimos 15 años, el IDIP desarrolló un extenso conocimiento en nutrición aplicada a la salud pública, malnutrición y deficiencia de micronutrientes en la mujer y el bebé. Entre los diferentes trabajos, los y las científicas del instituto detectaron que por deficiencia nutricional “el 30 % de las embarazadas son anémicas”, aseguró González y agregó que “la anemia durante el embarazo aumenta el riesgo de recién nacidos pretérmino, pequeños para la edad gestacional, y produce falta de oxígeno que puede dañar órganos vitales, entre una serie de situaciones”.

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

DESTACADOS

VER MÁS ENDESTACADA