INTERÉS GENERAL

Todo lo que hay que saber sobre la Ley de Envases ¿crea un nuevo impuesto?

En Argentina diariamente se producen 50.000 toneladas de residuos. Los municipios invierten entre el 10% y el 40% de sus presupuestos para gestionarlos.

El proyecto de ley, impulsado por el Poder Ejecutivo, promueve una gestión ecológica de los envases en todo el país para reducir su impacto sobre el medio ambiente y también sobre la población que se dedica a su reciclado.

Uno de los puntos centrales, de la iniciativa que ya obtuvo dictamen en la Cámara de Diputados, es la creación de una tasa ambiental que será abonada por los productores responsables de los envases puestos en el mercado y la generación de un sistema propio de recolección y reutilización.

Con lo recaudado por el pago de esa tasa se creará un fideicomiso, administrado por la banca pública que servirá para fortalecer los sistemas públicos de gestión de envases, promover la inclusión de las y los recicladores, impulsar la valorización de los envases y fomentar el desarrollo del ecodiseño, entre otros objetivos.

De los residuos que son desechos sólidos urbanos generados por el consumo de envases, sólo el 9% termina en circuitos de reciclaje. Además, existe una red nacional de 150.000 cartoneros y cartoneras que se dedican a la recolección y reciclaje de los materiales. Un gran porcentaje de estos trabajadores realizan su actividad en condiciones precarias e insalubres.

El objetivo es minimizar el impacto ambiental que los envases tienen a lo largo de todo su ciclo de vida, regulando su introducción en el mercado y la gestión post consumo.

Generar nuevos puestos de trabajo y circuitos productivos en el marco de la economía circular e incentivar a través del eco-diseño la producción de envases y embalajes menos nocivos para el ambiente.

¿Qué establece la ley?

Desarrolla una política integral para la problemática del envasado que incluye al Estado Nacional, los municipios, los cartoneros y las empresas.

Prevé mecanismos para articular el entramado productivo e industrial de las empresas, con los sistemas de reciclado desarrollados por los recuperadores.

Establece las responsabilidades de los actores involucrados en el ciclo de vida de los envases, promoviendo un cambio de paradigma hacia un sistema más responsable.

Los productores aportarán a una Tasa Ambiental que se destinará a reforzar los Sistemas de gestión.

Responsabilidad Extendida del Productor

Actualmente, son los ciudadanos y el Estado quienes pagan por la gestión de los residuos, con una ley de envases, se reasignaría una parte de esta carga económica.

Con la ley, las empresas productoras asumirán el compromiso de responsabilizarse por la gestión ambiental de los envases que introducen en el mercado. Lo harán a través del pago de una tasa ambiental.

Lo recaudado será destinado a fortalecer los Sistemas de Reciclado con Inclusión Social, mejorando las condiciones laborales de los recuperadores y recuperadoras.

Al respecto, la oposición advierte que generará mayor inflación, desempleo y que busca generar una caja "enorme" para el oficialismo. Mario Negri al respecto sostuvo:

Por su parte, el Diputado Nacional Itai Hagman desarrolló un hilo en Twitter donde explica, desde la perspectiva del oficialismo, de qué trata la ley.

DESTACADOS

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

VER MÁS ENINTERÉS GENERAL